Oculus (2013) llega esta semana a la cartelera nacional, a cargo de Mike Flanagan quien se hiciera conocido por su primer largometraje Absentia, una película de terror de bajo presupuesto que recibió distintos premios en el circuito festivalero. Oculus vuelve a ser un proyecto personal, con un presupuesto bajo y un resultado más que agradable.

Hermanos y el espejo maldito
Hermanos y el espejo maldito

Una película bastante inteligente para el promedio del cine terror que ha inundado las salas últimamente, Oculus transcurre en distintas líneas temporales: el presente y los recuerdos de los protagonistas; así nos enfrentamos a la historia de Kaylie y Tim Russell; quienes en el paso debieron enfrentar el horror de un espejo maldito que toma posesión de sus dueños, para darles un muerte trágica y violenta. Una historia que si bien no se aleja de los muchos  blockbuster de terror que vimos durante el invierno pasado, se transforma en una película correcta, que entretiene y asusta por igual.

Karen Gilliam, Kaylie Russell
Karen Gillan, Kaylie Russell

Con buena dirección, fotografía e iluminación, la película logra crear una excelente atmósfera que nos atrapa desde un inicio al intercalar las líneas narrativas entre pasado y presente, logrando un dinamismo y sensación de desconcierto que nos obliga a saltar cada vez que es necesario. Sin embargo, un punto bajo son la actuación de sus protagonistas, ni Brenton Thwaites ni Karen Gillan logran dar la profundidad necesaria a sus interpretaciones pero a pesar de las bajas actuaciones, la película cumple de excelente manera durante sus 90 minutos de duración, recomendada para un fin de semana con los amigos.

VFX
VFX

 

Publicado por Cristóbal Sepúlveda-Plaza

Cristóbal Sepúlveda-Plaza A veces escribo de cine y series. Me encuentra en Instagram como @usuarionumero42