Kingsman El Círculo Dorado – En Cartelera


Kingsman El Círculo Dorado – En Cartelera

Continuando con su tono satírico cargado al exceso, Matthew Vaughn estrena Kingsman El Círculo Dorado, segunda parte de la adaptación que vimos hace ya tres años sobre un grupo de caballeros británicos miembros de una efectiva agencia de espías. Para salvar al mundo y quedarse con la chica, esta vez, Eggsy tiene que combatir la lógica genocida de la jefa del cartel más grande del mundo y del Presidente de EEUU mientras intenta impresionar a la realeza sueca, sus nuevos suegros.

En un intento por visibilizar su próspera carrera como patrona del cartel, Poppy (Julianne Moore, que con su sola presencia justifica la existencia de toda la película) amenaza con aniquilar a una parte importarte de la población a menos que su área de negocio se legalice, una postura que suma adeptos entre quienes creen que la muerte de los drogadictos es la solución final definitiva al problema de la delincuencia asociada al consumo, y quienes prefieren los asesinatos masivos a tolerar la libertad individual de los otros. Para ganar definitivamente la guerra contra las drogas es necesaria una colaboración entre Kingsman y su contraparte estadounidense, Statesman, liderados por Champ (Jeff Bridges).

Kingsman - julianne moore
Queen

Con más de dos horas de duración, Kingsman El Círculo Dorado es una sumatoria de secuencias de acción sobrestitizadas, acontecimientos convenientes y diálogos que cuando no están exponiendo, están en pugna por el título del más ingenioso. Este es el gran problema de la película, al intentar trasponer un género tan explotado no se revela contra su estructura sino que la abraza. Más allá de su discurso sobre la irresponsabilidad de los gobernantes, ninguna de sus críticas es realmente peligrosa. La caricatura funcionó hasta ahora porque las hipérboles nos recordaban lo que subsiste en el fondo del género: la violencia y el sexo como fetiches y dispositivo para alcanzar una vida más auténtica sin consecuencias reales. Sin embargo, cuando el propio panorama político mundial se convierte en una caricatura de sí mismo, cuando los encuentros entre líderes mundiales se parecen más y más a alguna escena de Dr. Strangelove ¿hay espacio para la parodia?

Kingsman es una película entretenida que sabe sacar provecho al fanservice y los elaborados set pieces que operan como una vitrina para el interminable despliegue de artefactos repensados como armas, al servicio de nuestros temerarios protagonistas. Sin embargo, carece de la densidad material de las secuencias de pelea en John Wick 2, y la maestría formal de Baby Driver (sólo basta comparar las escenas iniciales de las tres).

kingsman - Channing Tatum
El vecino de Bojack

Finalmente, sin espacio para la novedad Kingsman se queda en la anécdota. En su promesa de romper con un paradigma estructural que hace rato exhibe síntomas de fatiga, la película no hace nada que no hayan hecho ya, con una ejecución mucho mejor, los Coen.

Kingsman El Círculo Dorado llegará  a nuestra cartelera el próximo 28 de Septiembre.