Películas de Mierda: Special Correspondents


Películas de Mierda: Special Correspondents

Estrenada hace poco más de una semana Special Correspondents es la nueva película de Netflix, en el marco del contenido original de la compañía de streaming cada cierto tiempo produce y estrena una película en género comedia, este tipo de contenido de Netflix es más cercano a los que conocemos como Película para Televisión que a una super producción al estilo de House Of Cards u Orange Is The New Black,   en este caso con un presupuesto mediano y con completa libertad creativa Ricky Gervais lograr reunir a un buen elenco, tan bueno que es lo mejor que ofrece la película.
Screen-Shot-2016-04-29-at-8.55.11-PM
Los protagonistas
Basada en la novela de 2009 del mismo nombre, Special Correspondents sigue la historia del periodistas Frank Bonneville (Eric Bana) y el retraído y tímido técnico en sonido Ian Finch, la pareja protagónica tiene sus momentos graciosos, y elenco también logra brillar en ciertas partes, en especial Vera Farmiga en su rol de mujer de mediana edad cuya vida no ha resultado como debía ser,  pero la producción de lapelícula  es de  muy baja calidad, tanto en valor de producción (espectacularidad) como en términos creativos (comedia)   Frank e Ian son enviados a Ecuador a cubrir un levantamiento armado, pero pierden los tickets y los pasaportes, con sus carreras en peligro deciden fingir que se encuentran el país sudamericano, pero la ficción siempre es más entretenida y placentera que la realidad, los despachos del duo son tan buenos que la gente quiere saber más, sobrepsafos y acorralados fingen su propio secuestro, pero entonces todo se transforma en un show mediático.
Vera Farmiga se luce en su pequeño rol
Vera Farmiga se luce en su pequeño rol
La idea tras la película es interesante, y toca un par de puntos que son socio-culturalmente interesantes, pero lamforma en la sue se desarrolla la comedia no lo es. El tono es aburrido, y si bien los actores están notables en sus papeles, la historia no los lleva o empuja a entregar algo más, ese pequeño porcentaje extra que trasforma lo común en lo extraordinario, por lo mismo Special Correspondents es más una película para ver en zaping que para disfrutar en streaming, una película de mierda para ver mientras actualizas tu tuitear o cambas la foto de tu avatar en instagram.