Estrenos de la semana

Evil Dead (Posesión Infermal)

En la nueva versión de la exitosa película de horror de culto de 1981 The Evil Dead, que cambió la forma en la que pensamos en genero de terror regresa de manos de Fede Alvarez debutando en largometrajes, director uruguayo que fue descubierto gracias a  youtube, este remake es co-escrito por el mismisismo Sam Raimi, cinco jóvenes amigos se albergan en una cabaña remota. Cuando descubren un Libro de los Muertos, sin querer invocan a los demonios ocultos que viven en los bosques cercanos, quienes poseen a los jóvenes sucesivamente hasta que sólo uno de ellos queda intacto y lucha por sobrevivir.

Sin duda el estreno recomendado de la semana, es interesante ver el tratamiento audiovisual que Alvarez le imprime a este clásico,  además de poder ver como funciona la historia sin los elementos de humor, tras el salto el trailer.

 

La Pasión de Michelangelo

Otra película chilena que se sitúa en el periodo de dictadura, pero que esta vez promete un giro, a cargo de Esteban Larraín quien debuta en producción de «alto presupuesto».

Chile, 1983. Las primeras protestas callejeras amenazan peligrosamente la continuidad del régimen militar. Al mismo tiempo, en un olvidado pueblo, un adolescente vagabundo de 14 años llamado Miguel Ángel asegura poder ver y hablar con la mismísima Virgen María.  En pocas semanas, cientos de miles de personas peregrinan hasta Peñablanca, el poblado en el que vive, a participar en ceremonias donde profecías, estigmas, levitaciones y curaciones milagrosas son parte de la rutina habitual.  

 

 

Mentiras Mortales (Arbitrage)

El debut directorial de Nicholas Jarecki, nos trae una producción hollywoodense con Richard Gere y Susan Sarandon como gancho,  Mentiras Mortales trata sobre Robert Miller (Gere), retrato perfecto del éxito tanto profesional como familiar, aparece siempre acompañado por su fiel esposa (Sarandon) además de  su hija y heredera (Brit Marling). Pero, en realidad, Miller está con el agua al cuello: necesita urgentemente vender todo su imperio a un gran banco antes de que se descubra que ha cometido un fraude. Además, a espaldas de su mujer y de su hija, tiene un romance con una marchante de arte francesa (Laetitia Casta). Cuando está a punto de deshacerse de su problemático imperio, un inesperado error lo obliga a enfrentarse con su pasado y con su doble moral.